CERTAMEN DE PINTURA TENERIFE-SIGLOXXI

CERTAMEN DE PINTURA TENERIFE-SIGLOXXI

lunes, 29 de septiembre de 2014

EXITO VI EDICION TENERIFE-SIGLO XXI EN ADEJE

EXPOSICIÓN DE OBRAS PARTICIPANTES
VI CERTAMEN DE PINTURA TENERIFE-SIGLO XXI 2014 

Después de cinco años celebrando este evento en la Sala del Parque García Sanabria de Santa Cruz, este año hemos elegido la Villa de Adeje, en el sur de Tenerife, donde en su Centro Cultural se realiza este certamen  de interés regional, tras las exposiciones de ediciones anteriores con  Expo Canarias Siglo XXI, visitando Las Palmas, Telde, Arucas, Teror, San Mateo, Santa Brigida, además de la Casa de Piedra en Garachico, el Centro Cultural de Adeje y el Club de Mar de Radazul en Tenerife.

En esta ocasión participan pintores como Ariam Lázaro Pérez de Cuba, Elisa Ruscelli de Italia, Magdalena Pierwocha de Polonia, Juan Carlos Sánchez y Tony Sánchez de Cuba, además artistas locales, como Zoraida Rodríguez, Carlos Fernández Cara, Sarah Luz Perdomo, Luis Miguel Sánchez, Silvia Zurro, María Luisa Pérez,  Pedro Alvarez, Francisco Tortosa, Elisa pinto, Carlos Ruiznavarro, Dulce María Sierra, Beatriz Padrón, Braulio Martín y Miguel J. Inse, entre otros.
La humanidad necesita de la fantasía y del arte, para poder vivir del engaño de lo artístico, pues sin él no se puede existir y disfrutar de las obras expuestas. Arte y humanidad van intrínsecamente unidos. En la filosofía aplicada al arte y en las técnicas individuales de los creadores, la técnica sin el sentimiento no sirve para nada.
Desde que el hombre es hombre, creyó y verificó a sus dioses en los ídolos como símbolo de un más allá que vibra en otra dimensión, que sentimos pero que no vemos. El arte debe ser así o algo similar, un sentir para ver lo irreal en una surrealidad ensoñada que impacta en las vértebras del ser.Estar, soñar en el sentimiento artístico para realizar la bondad, el amor, el bien y la paz en un planeta hostil a sí mismo y por lo mismo; vivo. Este pálpito se encuentra en lo natural y en la humanidad que piensa y distorsiona a través de la mente lo real para ser un vestigio, una desintegración atómica en lo abstracto y recogerse luego en un átomo de luz. Todo es por la luz; el color, la sombra, los volúmenes. Pero en el tiempo reside el secreto, transcurre y lame, corroe, cura y destruye y nos vuelve a la nada. Luego todo es por el amor, y el arte es amar lo bello.
José Francisco Morales - Comisario de la Exposición - 674716850